INICIO CONOZCANOS MULTIMEDIOS ESTUDIOS RADIO Y TV LIDERAZGO HOGAR DE NIÑOS CONTACTO

 

 

Lo amará, bendecirá y multiplicará

“13 Y te amará, te bendecirá y te multiplicará, y bendecirá el fruto de tu vientre y el fruto de tu tierra, tu grano, tu mosto, tu aceite, la cría de tus vacas, y los rebaños de tus ovejas, en la tierra que juró a tus padres que te daría.”

Deuteronomio 7:13

¡Qué grande promesa de Dios para aquellos que le aman y guardan sus mandamientos! Lo amará, bendecirá y multiplicará. El plan de la multiplicación de Dios es a través de la Palabra. Dios quiere que viva en el nivel en el cual su vida este en Cristo y Cristo se manifieste en su vida y viva en el terreno de la abundancia. Para que sea de bendición y esa prosperidad cumpla una misión en la tierra que glorifique a Dios. 

La palabra de Dios dice que su voluntad es que estemos enriquecidos para toda liberalidad, para que todo lo que haga sea para enaltecer a Dios, para su gloria.  Que a donde se muevan tus herederos nunca sean mendigos de nadie, no sean esclavos de nadie, sino reyes y sacerdotes con Dios y reinarán en vida y tendrán autoridad respaldados por Dios con prosperidad del cielo. Fíjese que el versículo dice que será bendito el fruto de su vientre y el fruto de su tierra. Todo está bendecido y se transmite por generaciones.

¿Qué otra prueba más quiere de que Dios lo ama? Dio a su hijo unigénito para mostrarle su amor restaurándolo en todo, lo bendijo, le dio el poder para hacer las riquezas, lo guarda, le revela su Palabra, es su Proveedor. No hay nada que pueda compararse con semejante amor. Ahora es el turno de que usted le demuestre su amor creyéndole, obedeciéndole y guardando su palabra para ponerla por obra. Le irá bien y será prosperado.

Y no sólo eso sino que el versículo termina diciendo que le dará una tierra. Dios tiene un terreno especial preparado par usted. Es un lugar bendecido al cual quiere que usted llegue para cumplir su propósito en esta tierra. Tiene que dejarse guiar por la Palabra y el Espíritu Santo para alcanzarlo.

Ahora que usted sabe lo que Dios quiere hacer con su vida tiene que dejar a Dios obrar y encaminarse hacia ese destino de gloria.

No se deje distraer en el camino por el enemigo que siempre está al asecho buscando sacarlo de su propósito. Enfóquese en Dios y en la meta que quiere alcanzar y recuerde siempre que Dios lo ama, lo ha bendecido y lo quiere multiplicar en todo. EN TODO.

Oración: Padre, gracias por tu Palabra en este día. Sé que me amas, me has bendecido, me multiplicarás y me das una tierra de bendición. Caminaré hacia ese destino glorioso que tú quieres que alcance para glorificarte a través de mi vida, la de mi familia presente y por muchas generaciones. Te amo y te agradezco por haberme amado tú primero. En el nombre de Jesús, amén.

 

Apóstol Juan Crudo

Usted puede recibir diariamente los devocionales del Apóstol Juan Crudo en su casilla de correo electronico. Pídalos CLICK AQUÍ